Permanece en el refugio de Dios

Salmos 91:1-10

Fuera del refugio de Dios estamos expuestos a ser dañados, recibir heridas.
Recordemos que satanás anda como león rugiente buscando a quién devorar,
hay quienes han sufrido heridas por salirse de la cobertura del Señor y a menos
que esas heridas sean sanadas, empeoran y acaban siendo mortal. Ven al Señor
reconcíliate con Él, vuelve a cobijarte bajo sus plumas y Dios te volverá a sanar.

Predicador: Pedro Martínez

Descargar PDF

About Administrador